Archivos de la categoría ‘NVI’

La Santa Biblia no sólo fue inspirada directamente por el Espíritu Santo en sus idiomas originales, por lo cual no tiene error y fue guardada pura durante todos los siglos por su cuidado y providencia singulares (2ª Timoteo 3:16-17 y Mateo 5:18), lo que llamamos preservación de las Sagradas Escrituras para el pueblo de Dios por todos los siglos, desde Moisés hasta ahora. Es por lo anterior que la Iglesia actual tiene que apelar, como autoridad final, en toda controversia a ella, en sus manuscritos originales hebreos y griegos y cómo éstos han desaparecido, a las copias fieles conservadas en el Texto Masorético, en hebreo, y Recibido, en griego (Isaías 8:20; Hechos 15:15 y Juan 5:46 y 5:39).

Existen dos clases de texto griego del Nuevo Testamento, de los cuales se traducen los Nuevos Testamentos modernos:

– El Texto Recibido, basado en los manuscritos bizantinos, que tiene como el 95% de la evidencia de ser conforme con los originales y que fue el texto usado por la Iglesia hasta 1881. Este texto se caracteriza por ser más largo; y

– Los Textos Críticos, basados en los manuscritos alejandrinos, que fueron desechados por la Iglesia por ser adulterados y que por no ser usados se conservaron, por lo cual son más antiguos que las copias en que se basa el Texto Recibido. El primer Texto Crítico lo prepararon los Dres. Westcott y Hort, seguido después por el de Nestlé y el de las Sociedades Bíblicas Unidas, con influencia ecuménica. Estos textos eliminan versículos, palabras, frases y hasta secciones completas, por lo cual son más cortos. La NVI se basa en los Textos Críticos. (más…)

Anuncios